Prohibicionismo, Universidad y la sincronicidad de Jung

“Cuando el alumno está preparado el maestro aparece” (Proverbio oriental)

Siempre me ha obsesionado el concepto de sincronicidad de Jung, esa concurrencia de sucesos coincidentes en su sentido o significado que se originan por causas totalmente independientes, tan poco probables en su ocurrencia conjunta que durante siglos y en multitud de religiones han dado paso a diferentes creencias espirituales o metafísicas.

Más descriptivo, y aunque hay variaciones según la versión, es el momento en que Jung tuvo el insight que le permitió acuñar el concepto. Tratando a una paciente y en un momento decisivo de la terapia, la buena mujer soñó que le regalaban un escarabajo de oro. Jung estaba sentado en su mesa reflexionando sobre el suceso  tratando de desentrañar el significado de la experiencia onírica con poca fortuna y cuando estaba a punto de darse por vencido escuchó unos pequeños golpeteos en la ventana. Al darse la vuelta y mirar por la ventana, observó un insecto que definió como “la analogía más próxima a un escarabajo de oro que pueda darse en nuestras latitudes, a saber, un escarabeido (crisomélido), la Cetonia aurata, la «cetonia común», que al parecer, en contra de sus costumbres habituales, se vio en la necesidad de entrar en una habitación oscura precisamente en ese momento”.

Tras ello, Jung comprendió cuál era el problema de su paciente y pudo redirigir la terapia hasta su completa solución, estudiando a la par y desde entonces el concepto de sincronicidad. Si a eso añadimos que el escarabajo es el animal que representa simbólicamente el sol naciente, la resurrección y el renacimiento, la mínima exclamación que podemos soltar ante lo sucedido es: “redios”. ¿Casualidad, azar, una señal de Dios, conciencia cósmica conspirando en post del avance humano, un ente espiritual cachondón riéndose de la candidez humana, un delirio de referencia como rezan los psiquiatras? Poco importa.No obstante, como seres pensantes de mente abierta y agnósticos militantes que no necesitan dogmas artificiales con los que afianzar sus esquemas de seguridad, nos mantendremos con la duda de su causa, que, como hemos dicho, poco importa.

El caso es que estos días estaba yo absorto en dos temas que ocupaban mi tiempo. Por un lado analizando el (impresentable) Proyecto de Ley del Principado de Asturias de atención integral en materia de drogas y tratando de defender la Proposición no de Ley sobre la adopción de medidas necesarias para despenalizar los derivados del cannabis que ha presentado UPyD. Y por otro, en mi ya larga disputa con la UNED, para ver si en una excepción a su pigricia habitual consiguen enviarme el título de Graduado en Psicología antes de mi funeral, cuando desde la red social twitter el usuario @ me ha enviado la genialidad que voy a incluir.

Es cierto que discutiendo sobre la legalización de las drogas hay un principio de causalidad sobre el hecho de que me envíen esta entrevista, pero no deja de ser curioso y acausal, que en el propio debate, se dedique una parte importante a hablar sobre el prostíbulo intelectual y político que constituye la Universidad como institución. Mis dos temas candentes en un solo video, una sincronicidad que me permite difundir los argumentos desde la manifestación de la genialidad de quien además de exponerlos, tiene el don de la retórica del que yo carezco.

Aquí dejo pues el programa: ¿Por qué todas las cruzadas fallan? (la prohibición como ejemplo). Debate con Antonio Escohotado. Invitando eso sí, a quien quiera escuchar directamente lo relacionado con el tema universitario a ir directamente al minuto 35 de programa.

Cuando una conversación, un debate, una entrevista, un aprendizaje o un razonamiento es tan elegante, solo queda disfrutarlo.

Salud y libertad…

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Educar, Filosofía, Política

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s